La Importancia Del Deporte

El deporte siempre ha estado presente a lo largo de nuestra vida. Da igual dónde y cuando hayas nacido. Es considerado un pilar fundamental en cualquier sociedad ya no solo por el posible dinero que pueda mover el mercado relacionado con las grandes ligas, si no porque es una seña identitaria de una nación. La inversión y promoción de la práctica del deporte es vital para mantener a una sociedad sana y con valores. Cualquier deporte, individual o colectivo, presenta en su esencia características hacia la propia persona y el resto; como puedan ser el respeto, la superación, el compañerismo y la aceptación de la derrota.

No es casual que en nuestros primeros años de vida, así como en nuestra educación obligatoria, se promuevan tanto los deportes llegando a ser incluso una materia más a superar para formarte como persona. Así, el deporte actúa como microcosmos de la vida adulta y de cómo debemos gestionar nuestras emociones.

Aprender a conocerte, a mejorarte, a conocer a los demás y a saber que no siempre se puede ganar es de magna importancia, ayudando así a gestionar mejor problemas futuros que llegarán con la vida adulta.

El deporte te dará todo lo que estés dispuesto a darle”.

Intoxicados con las maneras de la prensa deportiva y las retransmisiones de éstas en las que se emplea vocabulario bélico para narrar un partido, es fácil olvidar que los grandes eventos deportivos son fiestas para promover un estilo de vida así como acercar a distintas culturas y países bajo un mismo común denominador.

El deporte nos iguala y nos une independientemente de tu nacionalidad, idioma, creencias, preferencias sexuales o color de piel. Nos enseña a trabajar nuestras condiciones para el bien común. Utilizando nuestro objetivo de superarnos a nosotros mismos como vehículo a un propósito mayor que nuestra persona. Los grandes cuentos deportivos en forma de grandes carreras son protagonizados por personas que creyeron en ellas mismas y trabajaron tan duro como altas eran sus metas.

Así, el deporte es un elemento inspirador, altavoz para grandes gestas sin que haya mejor oyente ni más agradecido que la historia que te puedas contar a ti mismo en un tiempo con el mejor final posible. El final donde consigues lo que un día soñaste. No hace falta una medalla o un reconocimiento a tu trabajo más allá del saber que fuiste capaz.

Desde sports4love os animamos a utilizar el deporte como forma de vida para seguir creciendo como personas y alcanzar metas que alguna vez soñasteis. Pues no hay mejor premio que sentirse bien con uno mismo.